Por primera vez uno de los tres acotados fue suprimido por falta de pescadores

Galletue 12La cuarenta y cinco edición de la Semana Internacional de la Trucha quedará en el recuerdo, al menos desde el punto de vista deportivo, como la peor de su ya dilatada historia. De tener que sortear las plazas de concurso por exceso de demanda se ha pasado a tener que suprimir uno de lo tres acotados por falta de participantes. Y no se trata solamente de cantidad, sino de calidad y baste recordar que cuatro leoneses campeones de España, habituales en la Semana, han declinado su participación. La orilla del río, plagada de aficionados en anteriores ediciones, aparece semidesierta ya que el desinterés resulta evidente. Se ha intentado todo para evitar el fracaso: Desde «estirar» las truchas menores de 21 centímetros midiendo desde el principio del morro hasta el final de la cola, lo que equivale a ganar un cm. con lo que se contabilizan peces que no darían la talla en cualquier tramo libre (no ya en los cotos), a redondear hacia arriba las décimas a prolongar una hora mas la mangas para conseguir mas capturas. A pesar de todo la jornada inaugural contabilizó un número ridículo de «pintonas» especialmente en Carrizo. Es cierto que compiten todavía pescadores de gran calidad, como Regino Alvarez, José Luis Corral, J.A Molleda, Rafa Domínguez, Manso o Jean P. Duffaud, ganador este último en la pasada edición entre otros, pero se echan en falta, por ejemplo, los componentes leoneses del equipo de Elite Nacional.

Pero si en el aspecto deportivo la Semana hace aguas, la selección de conferencias, encuentros y filandones puede calificarse de brillante. Para comenzar el pregón, disertado en plan amable por el ingeniero naval y pescador asturiano Enrique Sánchez del Villar Hevia, resultó amena, entretenida e ingeniosa y plagada de anécdotas que hicieron disfrutar al numeroso público. Algo parecido sucedió en el Filandón de Gradefes y no tanto, desgraciadamente, con las conferencias que merecerían mayor atención en función de la calidad de los conferenciantes y el interés de los temas seleccionados, pero esto ya viene siendo habitual en anteriores ediciones.

A p artir de hoy viernes, y mañana sábado se disputará la final y el mismo sábado tendrá lugar la cena de clausura, con lo que se acabará una edición que esperemos -”todos deseamos-” no marque el declive de este concurso cuya tradición e historia se conserva en la memoria de varias generaciones de pescadores leoneses de origen y leone ses también de corazón cuando nos visitan cada año a comienzos del mes de junio.

Fuente: Diario de León


Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.